Mató a bebé, vistió el cadáver y fue a cenar a un restaurante

Una niñera esta acusada de matar a un bebé de dos meses, lo habría golpeado en la cabeza hasta morir 

Una mujer estadounidense está acusada de asesinar a golpes a un bebé de dos meses.

Marissa, de 28 años, era la niñera del bebé, y en un momento de ira y en repetidas ocasiones, golpeó en la cabeza a la inocente criatura por qué no dejaba de llorar. Al percatarse que estaba sin vida, lo vistió y lo colocó en la silla de seguridad del vehículo y se fue a un restaurante a cenar con su pareja, sin que este se diera cuenta de el pequeño estaba muerto.

Luego de marcharse del restaurante de comida rápida, la estadounidense le colocó mantas al bebé y le puso un sombrero para cubrirlo de los golpes que le había propinado. Posteriormente se lo entregó a su madre, señalándole que estaba dormido, señaló Wausau Daily Herald.

Cuando la madre de la víctima se percató que su hijo estaba muerto trato de revivirlo pero fue imposible, el bebé tenía horas de haber muerto.

“La piel del infante tenía un color cenizo, su mejilla estaba rígida y los azules”, indicaron las autoridades luego de conocer lo que había revelado la autopsia.

La policía indico a la madre que el bebé tenía horas de haber muerto y que la autopsia reveló que falleció por traumatismo en el cerebro.

La madre del menor indicó a la policía que había dejado a su bebé y otro hijo al cuidado de Marissa. La madre de los menor los había dejado con la niñera desde las 15:30 horas pero momentos después esta recibió un mensaje de Marissa en donde le indicaba que su nombre aparecía en un medio porque había sido acusada de abuso infantil por lo que le pedía que no comentara con nadie que ella estaba cuidando a sus hijos.

Sin embargo, la madre pasó a recoger a sus hijos a las 21: 20 horas, y en ese momento se percató que su hijo estaba muerto.

“Sus piernas estaban rígidas y se mantuvieron en posición de estar sentado, con las rodillas dobladas”, indicaron las autoridades en el reporte.

Horas después Marissa fue detenida en un hotel en el estado de Wisconsin. Inicialmente se negó de haber matado a golpes al pequeño.

El lamentable hecho ocurrió el pasado 18 de octubre del 2018.

Fuente: debate.com.mx

Share on LinkedInEmail this to someonePin on PinterestShare on TumblrShare on Google+Share on FacebookTweet about this on Twitter